Actualizado en  octubre de 2018   

Resumen

En el año 2012 se estrena, en Inglaterra, la serie unitaria de Charlie Brooken titulada Black Mirror. Cada episodio propone un escenario en el cual la tecnología influye, modifica e incluso subvierte la vida humana.

El presente trabajo se propone, a partir del escenario planteado en el capítulo Hang the DJ, articular los aportes teóricos del campo de la tecnología educativa con las conceptualizaciones de Ignacio Lewkowicz y Jacques Lacan.

Palabras clave: aplicación | software | tecnología | algoritmo | subjetividad

Abstract English version

Hang the DJ: El amor en los tiempos de las Apps

Flavia A. Navés
Francisco Reos

Introducción

La innovación tecnológica de la mano de las aplicaciones digitales y su influencia en la toma de decisiones en las jóvenes generaciones abrieron aún más la brecha existente entre los inmigrantes y los nativos digitales.

El presente escrito se propone reflexionar sobre los efectos subjetivos que la innovación tecnológica produce. Para ello se pondrán a dialogar las categorías formuladas por Howard Gardner y Katie Davis y las conceptualizaciones propuestas por Jacques Lacan e Ignacio Lewkowicz a la luz del capítulo 17, Hang the DJ, de la serie inglesa Black Mirror.

La Generación App

Entre los años 2006 y 2013, en el marco del Proyecto Zero de la Universidad de Harvard, Howard Gardner y Katie Davis, inmigrantes digitales por haber nacido antes de la era digital, llevaron adelante una investigación que consistió en indagar y reflexionar sobre ciertas características de las jóvenes generaciones (nativos digitales) y su relación con el uso de las aplicaciones –las App-. Para ello redefinieron el concepto de generación, vinculado tradicionalmente a lo biológico, a partir de la innovación tecnológica. Así gracias a su disponibilidad y su versatilidad como a su carácter abarcativo de las distintas esferas de la vida de los jóvenes, las app ayudaron a denominar a las nuevas generaciones como la generación app. Se trata de jóvenes que entienden al mundo y sus vidas como un conjunto de aplicaciones, una super-App, lo que les permite suponer que estas deben dar al ser humano todo lo que este necesita o desea.

En síntesis, la característica fundamental de estas jóvenes generaciones, subsumidas en su Smartphone, es que no imaginan la vida sin su notebook, su tablets, internet y las redes sociales. Las app le garantizan la inmediatez en la búsqueda de una respuesta y la satisfacción de una necesidad generando, en los nativos digitales, la sensación de que el mundo está disponible en el medio digital. Esta nueva forma de concebir el mundo, a partir de las Apps, modifica el desarrollo psicológico de las nuevas generaciones; modificación que parece afectar el comportamiento social ya que ofrece la garantía de disminuir los riesgos en la toma de decisiones, incluyendo a las relaciones interpersonales, pero, también favorece la tolerancia a la diversidad de estilos de vida y el respeto por las elecciones individuales.

Ahora bien, así como las aplicaciones favorecen la expresión artística, la construcción colaborativa del conocimiento, estimulan la innovación y la experimentación favoreciendo la constitución subjetiva, también pueden resultar nocivas para la constitución de la subjetividad al ejercer un efecto paralizante convirtiendo a los jóvenes en app-dependientes.

Finalmente estos investigadores se preguntan si serán las aplicaciones las que impulsen el avance hacia una visión tecnológica del mundo, moldeando y homogeneizando las personalidades o si el avance tecnológico llevará a nuevas formas de expresión, de exploración personal y de entendimiento.

Universo y Sujeto

Lewkowicz (1998) afirma que el universo es el conjunto de elementos, valores y normas que componen el marco donde las personas desarrollan su vida social. Dentro de estos límites la persona establece lazos con otros. A través de estos lazos sociales con los otros, el individuo va construyendo su propia imagen yoica, imagen que le da una identidad dentro de los límites establecidos por el universo.

En la construcción de dicha identidad también se edifican los rasgos de un ideal al que el yo aspira a ser. Lacan (1955) advierte que el yo y su ideal (el yo ideal) nunca logran fusionarse. No importa qué tan lejos lleve su esfuerzo el yo, su ideal siempre va a estar un paso más allá.

En estos límites de identificaciones y relaciones imaginarias (Lacan, 1955) no es posible que acontezca un genuino encuentro -al modo de un acontecimiento (Lewkowicz, 2002)- ya que un encuentro es solo posible por fuera, en un más allá, de la lógica planteada por el universo particular al que el Yo y su Ideal se limitan. Es solo a través de un acto por fuera de este marco que una singularidad puede tener lugar Lewkowicz (1998). Entonces, un acercamiento erótico entre dos personas limitado a los parámetros, lógicas y algoritmos reinantes no puede ser nunca escenario de un encuentro.

Universo y consumo

La generación app es experta en la manipulación del teléfono celular, de las tablets, de internet y de las redes sociales dominan los videojuegos, los buscadores y los blogs desplegando procedimientos que atraviesan el saber y las técnicas, al tiempo que desarrollan el pensamiento algorítmico. Este contexto da lugar a una saturación informática que produce una variedad de valores morales, valores que van caracterizando la subjetividad de una época.

Lo objetivo, lo colectivo, lo tecnológico, lo organizacional y el mismo sujeto se someten a ese cognitivo algorítmico o procedimental que se apoya en códigos. Correspondencia lingüística y cognitiva de una cultura que se vuelve código y de la que emerge un nuevo sujeto definido por Serres (2013) como personal, íntimo y secreto, pero, también genérico, público y publicable.

Teniendo en cuenta este contexto particular, los cómputos y algoritmos son utilizados como herramientas para entender y anticipar los gustos, inclinaciones y preferencias de las personas que vuelcan sus comportamientos de consumo en el ciberespacio. Los buscadores o páginas de inicio se personalizan siguiendo dichos patrones y hasta incluso se adelantan a lo que los consumidores van a demandar. Sin dudas, en la búsqueda de una prenda, un nuevo celular o un lugar para beber esta personalización puede ser útil ya que permite que el consumidor conozca un nuevo producto que es acorde a sus parámetros y comportamiento en el mercado. Nadie, al parecer, podría negar que semejante servicio de anticipación ahorra tiempo y esfuerzo.

Universo y Apps

En este contexto existen App cuyo objetivo es conectar a usuarios que, por su perfil y preferencia, tienen elevadas chances de tener un encuentro amoroso satisfactorio. Tinder, Happen, entre otras, utilizan un base algorítmica para generar un match (es decir, una coincidencia de interés entre dos personas). Así, la misma lógica que las aplicaciones de compra/venta utilizan para acercar a consumidores con sus productos es aplicada para el encuentro entre personas.

¿Es posible pensar que dichas aplicaciones son solo una herramienta más que se agrega a la larga lista de andamios de los que se valen las personas para encontrarse o, en cambio, son una subversión que moldea la forma que las personas establecen vínculos entre sí?

El capítulo de Black Mirror Hang the DJ lleva este interrogante a un extremo ominoso. Se presenta un mundo en donde el encuentro es sólo posible a través de una selección algorítmica que establece la manera en que las personas se vinculan, asignándoles un tiempo determinado. La esperanza en el horizonte de los usuarios es que encontrarán, cada uno a su tiempo, la pareja perfecta para toda la vida. La mercantilización de las relaciones afectivas parece ser la lógica que subyace en este particular.

¿Es posible afirmar que el objetivo de la Super-App es renovar la ilusión de la complementariedad entre las personas? o ¿Se trata de un intento de borrar las decisiones del sujeto? Más allá de la finalidad de esta Super-App en la que se convirtió el mundo de Hang the DJ ¿De qué deberían responsabilizarse los App-dependientes que viven en él? ¿Es posible pensar vínculos afectivos sin responsabilidad?

Universo y encuentro

¿Puede el encuentro entre dos personas estar regido por las pautas de consumo algorítmicas y pretender, entonces, éxito o satisfacción? ¿Qué es lo que acontece en un encuentro genuino entre dos personas?

Toda relación amorosa comienza con un encuentro. Los efectos de dicho acontecimiento están sujetos a factores que no pueden ser determinados por ninguna lógica previa. De dicha incertidumbre se vale el encuentro para ser genuino. En otras palabras, un encuentro tiene estatuto de acontecimiento en la medida en que esté más allá o más acá de la lógica previa que regula y encasilla la cotidianeidad de las personas. El encuentro está por fuera de lo calculable.

“El acontecimiento requiere de una transformación subjetiva para ser tomado. En rigor, necesita de unos recursos y unas operaciones capaces de leer la novedad en su especificidad radical. De esta manera, el acontecimiento no se reduce a pura perplejidad frente a lo inaudito; se trata de la capacidad de lo inaudito para transformar la configuración que ha quedado perpleja frente a él. Para una subjetividad moderna, el paradigma del acontecimiento es la revolución” (Lewkowicz, I.; 2002).

Finalmente, la condición deseante del sujeto parlante va más allá de la lógica establecida por las apps como garantía para el encuentro entre dos sujetos.

Reflexiones finales

Black Mirror parece aproximar una respuesta a la pregunta de Howard Gardner y Katie Davis ya que cada episodio se caracteriza por resaltar los efectos nocivos en la subjetividad. Pero, ¿Es la mirada que Black Mirror propone la única respuesta posible a la pregunta sobre los efectos del avance tecnológico en la subjetividad?
Los aportes conceptuales propuestos por Lacan e Ignacio Lewkowicz nos permiten vislumbrar que más allá de las aplicaciones disponibles para el usuario, es la subjetividad puesta en juego la que determinará, decisión mediante, que el desarrollo tecnológico produzca un aplastamiento subjetivo o por el contrario favorezca el desarrollo de la subjetividad.

Referencias

Gardner, H. y Davis, K. (2014). La generación APP. Cómo los jóvenes gestionan su identidad, su privacidad y su imaginación en el mundo digital. Paidos, Argentina.

Lacan, J. (1955). El Seminario, Libro II: “El yo en la teoría de Freud y en la técnica psicoanalítica”, Barcelona, Paidós, 1988.

Lewkowicz, I. (2002). Traumas, acontecimientos y catástrofes en la historia. El texto, especial para Página/12.

Lewkowicz, I. (1998). Particular, Universal, Singular. En Ética: un horizonte en quiebra. Cap. IV. Eudeba, Buenos Aires.

Serres, M. (2013). Pulgarcita: El mundo cambió tanto que los jóvenes deben reinventar todo: una manera de vivir juntos, instituciones, una manera de ser y de conocer.... Fondo de cultura económica, Argentina.




Copyright/Permisos: Los Editores de Aesthethika.org mantienen el copyright de Aesthethika. Todos los derechos de los materiales aqui publicados estan reservados. Porciones mínimas de estos escritos pueden ser copiados y citados sin permiso de los editores, siempre y cuando la siguiente nota se adjunte a las copias: "Copyright de Aestethika.org. Copiado con permiso de los Editores". Este permiso es solo válido para un número reducido de copias del material aquí publicado, y sólo para uso académico o didáctico. A tal fin las copias deben ser 1) gratuitas para los estudiantes/ interesados (2) el material copiado debe incluir la nota antedicha y las referencias bibliográficas.


Número Actual
Volumen 14 / Número 1 Especial
Editorial. Black Mirror: el estadio del espejo negro
Eduardo Laso 
Juan Jorge Michel Fariña 

Be right back | Vuelvo enseguida: Resurrección digital
Ana Corinaldesi 

Be right back | Vuelvo enseguida: ¿Qué es lo que no vuelve?
Valeria Suque Stecklein 

The Waldo Moment | El momento de Waldo: Lo digital como velo frente a lo real del sujeto
Paula Mastandrea 

The Waldo Moment | El momento Waldo: Donde está James?
Adelqui Del Do 
Desiré Conte 

White Christmas | Blanca Navidad: La tecnología como clausura de la representación
Haydée Montesano 

White Chrismas | Blanca Navidad: Galletas de Navidad
Pablo Bronstein 

Nosedive | Caída en picada: La responsabilidad del sujeto y la subjetividad de su época
Giselle Andrea López 

Hated in the Nation | Odio Nacional: Volar, Vigilar y Castigar
Sebastián Piasek 

USS Callister: Un viaje a la falta en el Otro
Eduardo Laso 

USS Callister: Saber hacer tecnológico y malestar. La solución falla... aún
Viviana Carew  

Arkangel | Arcángel: La opacidad: Del otro lado del espejo ¿Una mirada?
María Elena Domínguez 

Crocodile | Cocodrilo: La tecnología como excusa en la pregunta por la responsabilidad subjetiva
Irene Cambra Badii 

Hang the DJ: De la certeza a la im-posibilidad de la completud
Delfina Martínez 

Hang the DJ: No hay DJ del DJ
Elizabeth Ormart 

Hang the DJ: El amor en los tiempos de las Apps
Flavia A. Navés 
Francisco Reos 

Black Museum | Museo negro: El estatuto de lo pulsional en la clínica de las adicciones
María Paula Paragis 

   

aesthethika // Revista internacional de estudio e investigación interdisciplinaria sobre subjetividad, política y arte

Diseño:www.navetrece.com